Libra y Acuario

Libra y Acuario

Si Aries es el signo que encarna el “yo” y Leo es el signo que encarna el “Yo me ensalzo” encontramos en Libra y Acuario sus complementarios.

Suelen desdibujarse las líneas que delimitan a Libra y Acuario supeditándoles a terceros, Libra es -erróneamente expresado- “el signo de la pareja” y Acuario “los que mueven los cotarros sociales”.

Luego uno conoce a Libra y/o a Acuario y puede sentir cierta desilusión porque Libra no se compromete a los dos minutos de conocerte y Acuario es bastante parco o autoritario.

Encontramos en el entendimiento de los arquetipos astrológicos una dificultad clara cuando no sabemos discernir entre lo que les representa y la función que les motiva o impulsa.

Igual que Aries puede presentarse como una persona con una buena disposición hacia la escucha activa y Leo puede presentarse como una persona que se integra en un grupo ensalzando las cualidades de este, Libra y Acuario no se presentan como personas que vayan a hacer lo que tú quieras o que vayan a buscar lo bello que hay en ti porque sí.

Libra y Acuario no abandonan el proceso de estructuración e identificación del ego, simplemente abarcan formas que hasta encontrarles a ellos no hemos visto en anteriores signos.

Con Aries motivamos el ego, con Tauro motivamos el confort del ego, con Géminis motivamos lo que expresamos, con Cáncer cómo lo cuidamos, con Leo cómo lo ensalzamos.

Con Virgo empezamos a preguntarnos, a través del servicio, que podemos dar, de una forma medida y calculada y con Libra integramos a los demás como parte o complemento de nuestro “yo”.

Pero entendemos a los demás de una forma individual, al igual que nos entendemos nosotros mismos, por eso es “el signo de la pareja”, aunque no implica realmente que fluyamos en esa dirección, implica que nuestra motivación es el acuerdo entre individuos. Entre amigos, entre pareja, entre socios, entre alguien más y tú. Entre alguien y Libra; porque Libra encarna el “yo y mi pacto con el otro”.

Ahí radica la principal diferencia entre Libra y Acuario.

Acuario es capaz de comprender que él es un individuo que forma parte de un todo y que sus acciones o relaciones no van a tener una repercusión limitada al “yo y el otro” porque el “yo y mi pacto con el otro” repercute dentro de un sistema más amplio. Acuario encarna “el colectivo y tú”.

Su forma de proyectarse está motivada por la necesidad de cambiar los órdenes establecidos. A Acuario no le basta con interiorizar o comprender, necesita avanzar, cambiar, romper, reconstruir, rehacer, modificar…

Pero las motivaciones no definen la calidad ni la intensidad de una persona.

Y ahí está el kit de la cuestión, es fácil pensar que Libra y Acuario son los pacíficos que se plegan para mejorar las relaciones personales o transpersonales porque buscan un bien común.

Ni Libra es diplomático y equilibrado ni Acuario es el líder visionario que te conducirá por el camino de la libertad, sí o sí.

Libra buscará el equilibrio a lo largo de su vida entre el “yo” y “el otro”, dando tumbos en una dirección y otra para encontrar el término medio, “ahora me entrego al otro, ahora me entrego a mí, ahora pruebo a manipular, ahora pruebo a mostrarme tal cual, ahora no me muestro…”.

Acuario se aferrará a la palabra libertad siendo capaz de destrozar la libertad de los demás si él cree que es por y para algo que justifique el fin porque primará el fin antes que los medios.

Para Libra es importante alimentar su ego a través del pacto con los demás y es, en función de sus experiencias y el resto de planetas y aspectos astrales, quienes definirán cómo lo hacen. Su cadena de errores+aciertos+aprendizajes se basarán, principalmente, sobre esta base.

Pero no lo va a hacer de una forma, inicialmente y siempre imaginando que el resto de la carta no influye, cosa que no es cierta, de una forma sutil, dócil, amorosa y tranquila.

Aries y Libra son COMPLEMENTARIOS. Opuestos, sí, pero COMPLEMENTARIOS. Hablan el mismo idioma con diferentes enfoques. Tenemos la misma intensidad.

¿Te haría caso Aries si le dijeras “no vayas a por lo que quieres.”?

¿Por qué vamos a creer que Libra sí lo va a hacer?

Es posible que aprenda antes Aries a ser diplomático para lograr sus objetivos y satisfacer su ego a que lo haga el propio Libra.

De la misma forma Leo y Acuario son complementarios también. Opuestos, también, pero complementarios. Leo quiere brillar en la fiesta, llevar la batuta en el guateque. Acuario quiere alzarse como la representación social.

Para Acuario su ego se alimentará mostrando como sus convicciones y visiones son reales, siendo capaz, incluso, de vivir una paradoja cargándose sus propios valores morales.

Pretender que Aries y Leo sean signos enérgicos y demostrativos y que Libra y Acuario sean sutiles y pasivos es querer disfrazar a los arquetipos con una capa incomprensible de irrealidad, fantasía y utopía que es necesario borrar.

Todos tenemos a Libra y Acuario en nuestra carta natal, quizás tu Sol natal, tu ascendente o algún planeta o punto transcendente de tu carta natal esté en estos signos y te identifiques con estas motivaciones de una forma reseñable en algún aspecto vital… ¿definirías esos aspectos como el origen de tu estabilidad y tus ideales o los definirías como el origen de la búsqueda de la estabilidad y la búsqueda de la conciencia?