fbpx

Tauro 2020

Qué le va a suceder a Tauro en el 2020

Tauro, 2020 es un año lleno de cambios para ti.

No lo entiendas desde los cambios externos (pareja, trabajo, estudios, amistades, aspecto, etc…) porque el cambio (importante) empieza y se vive desde dentro.

Llega la hora de deshacerte de todo aquello que ha quedado obsoleto para ti.

Puedes hacerlo por las buenas, fluyendo y comprendiendo que un renacer siempre implica un cambio de estado, o puedes sentirte empujado por las circunstancias y resistirte con el consecuente sufrimiento por no querer desprenderte de aquello que “ha sido” sin saber ver “lo que puede ser”.

Recuerda que sufrimos cuando no aceptamos la realidad.

Sea como sea, es muy difícil que acabes el año viendo la vida desde la misma perspectiva o la misma mirada.

El stellium en Capricornio está en tu casa 9.

A menudo esta casa pasa muy desapercibida para los estudiantes de astrología: filosofía de vida, estudios superiores, viajes largos… suenan a “temas” no vitales o que no tienen gran peso, pero es el último escalón antes de presentarte al mundo.

Es el lugar donde defines cómo vas a salir a mostrarte. Es el vestidor.

No es poca cosa.

Tus prioridades pueden cambiar drásticamente y tu actitud cambiar de americana, de tonalidad o de tela. Es el momento ideal para ello.

Antes de la “gran” casa 10 en la que dejamos nuestra huella en el mundo, antes de salir al escenario, antes de cruzar la puerta por la que nos presentamos, observamos nuestros apuntes, revisamos lo que sabemos, lo que queremos defender… antes de subirte al escenario, tiemblas y te revisas.

Está esa pelota de nervios en el estómago, esa adrenalina que se intenta contener. ¿Lo haré bien? ¿qué me preguntarán? ¿qué expondré? ¿se me ve bieeeeeen????

Y todo eso se fundamenta, básicamente, en lo que sabes. En tus certezas. En lo que has aprendido. En lo que has asumido como propio. En lo que abrazas y con lo que te identificas. Cribas. Detectas puntos fuertes y débiles en ti, te encaramas a los fuertes y rezas porque esos débiles sean los menos cuestionados o visibles.

Así será para ti este año.

Un vistazo frente al espejo de tu vida, una mirada analizadora, un escrutinio de tus creencias que, quizás no sea constante pero, no va a dejar pasar detalle.

Pisa firme sobre la tierra, busca el contacto con ella si es necesario, no es el mejor año para que hagas de globo y te pierdas en ensoñaciones o conjeturas.

Es un año para que hables, escuches, pienses, te muevas, te cuestiones cómo crecer, en qué ámbitos te favorece hacer cambios, es un año para que sientas la comodidad que tienes, o no, en tu vida. En tu piel. Y todo esto te va a conducir hacia la clave, la llave del conocimiento: ¿qué tienes que limitar? ¿qué tienes que transformar? ¿que está ahí latente?

Todo eso para presentarte tú (Venus, tu regente en 10) desde tu propio ser. Por mucho que tu propio ser no sea convencional. Por mucho que ser tú suponga dejar de ser para los demás.

Por mucho que para ser tú tengas que prescindir de tu viejo yo. Del yo callado, del yo que asume, del yo que que carga.

Este año, Tauro, despréndete de todo aquello que ya no te sirve como lo hacen las serpientes. Permítete crear un “yo” a tu auténtica medida. Y luego, suelta todo aquello que esté tapando tu ser.

Es un año de divorcios para Tauro.

Es un año de rupturas sociales para Tauro.

Es un año para resolver todo aquello que Tauro ha ido posponiendo por tener demasiado en cuenta a los demás o por no tenerse demasiado en cuenta a sí mismo.

Es un año en el que Tauro puede conquistar grandes logros, atraer a grandes amistades y resolver muchas deudas pendientes, especialmente consigo mismo.

Así es que, Tauro, tienes frente a ti 12 meses para escucharte, para atraparte en tu propia conquista y apasionarte por tus propias posibilidades. Es un año en el que si intentas aferrarte con uñas y dientes a todo aquello que temes perder, te costará más saber entender que es todo aquello que tiene que entrar en tu vida.

Y tiene que entrar mucho. Para empezar tienes que entrar tú. Sin condicionamientos. Sin barreras. Tú.

Suéltate. Sin forzar. Sin miedo, Tauro. 2020 está para que resurjas.

No te va a servir de nada fantasear ahora sobre lo que puedes vivir o no vivir, lo que puedes hacer o no… la vida misma va a ir sucediendo de tal forma en la que te situará en esas situaciones que te conducirán a decidir si quieres seguir haciendo las cosas a la manera de los demás o a la tuya propia.

Sé fiel a tu naturaleza. Sé fiel a ti. Tu lealtad está para contigo mismo.

No puedes ser leal a nadie más si no eres leal contigo mismo.

Tatúatelo. Grábatelo a fuego. Recuérdalo.

Urano y Venus están en recepción mutua, esto es que Urano está en Tauro y Venus en Acuario.

Cuando dos planetas están en recepción mutua, se ayudan. Se conectan entre sí diversas facetas de nuestras vidas y su relación y dependencia son más que evidentes.

También se hace más evidente lo que un aspecto y la forma de vivirlo provoca en el otro… y de ahí surge la posibilidad de equilibrar.

Cierto es que Urano no está muy por la labor de equilibrar nada, Urano recorriendo tu signo te está pidiendo cambios.

Pero no te lo pide los 365 días del año, no es una sensación que permanezca en tu piel constantemente ni en el mismo grado, es un redoble de tambores que surge y ruge de la aparente nada y actúa como un rayo, como un volcán.

¿Cómo lo podrías detener?

El desapego ya ha empezado a teñir tu vida, poco a poco seguramente o en aspectos puntuales. Este año ese desapego se pronunciará más porque es necesario para ti, Tauro.

Es necesario que dejes de ser lo que los demás te han enseñado o señalado que debes ser, llega la hora de escribir tus logros con tu propia letra.

Aunque no lo entendamos los demás. No importa, importa que tú lo vivas y lo sientas así.

No comprendas el desapego como quedarte solo, Tauro. Al contrario, este año es un año de apertura para ti, llegarán nuevas personas a tu vida.

Encontrarás nuevos conocidos por el camino y, entre ellos, surgirán amistades que podrán enseñarte muchísimo.

Sí, también darás por finalizadas relaciones afectivas o sociales y, además, lo harás de una forma un tanto brusca o impulsiva, pero no es más que la despedida de quien ya no vibra como tú.

Porque cuando cambiamos nuestra vibra, cambiamos nuestro entorno.

Las nuevas relaciones que establezcas lo harás de una forma mucho menos apegada, las vivirás desde una mayor independencia o libertad y, de esta forma, serás más tú, incluso en tus relaciones con los demás.

Las amistades pueden ayudarte en muchos aspectos, incluso en el profesional.

Es en este ámbito donde más puedes dar que hablar. También es el aspecto donde puedes cosechar mayores logros durante este año.

2020 es un muy buen año para que abras la puerta a la prosperidad de par en par.

Es un año de conquista, un año de logros para ti. Vas a conseguir aquello que llevas tiempo buscando, tu esfuerzo va a ser reconocido a nivel profesional, aunque el precio a pagar sea que hablarán. Bien y mal, hablarán.

Hazte a la idea y cómprate un buen aceite de oliva virgen extra para que te resbale absolutamente todo, Tauro. Y, además, que te resbale estando bien hidratadito.

Pásatelos por el arco de triunfo a todos y recuerda que no puedes prestar atención a cada perro que te ladre.

Es especialmente bueno este año para los Tauro que os dedicáis al arte, la moda, el ocio, el entretenimiento y los negocios de lujo.

Si eres autónomo o tienes empresa no temas arriesgar, este año sal de lo normal, de lo establecido, rompe moldes para mostrarte ante el mundo. Apuesta por las redes sociales y por un cambio de imagen o de logotipos que sea totalmente renovado, llamativo, futurista incluso.

No temas “que sea demasiado”, no pretendas solaparte con el rebaño y señala con pasión aquello que te hace diferente convirtiéndolo en tu insignia.

Evita los negocios a medias. Las medias en los pies. Hazme caso. La Luna conjunta a Neptuno te favorecerá a nivel sentimental (ahora vamos a ello), pero Neptuno es fantasía y confusión a tope. Es la niebla que tapa y no te deja ver.

Si mezclas ollas con lo que rima, miau. No te interesa.

Tampoco te entregues a la compasión en el mundo material. No prestes o cedas porque la persona que tengas delante te muestre lo muy mal que le va. Y, si lo haces, no lo observes como algo que volverá a ti, sino como algo que entregas, das o regalas. Por mucho que la otra parte ponga a Dios por testigo de que no va a quedar un solo céntimo sin devolver.

Que sí, que sí, ¿qué es eso que digo de que la Luna conjunta a Neptuno te va a favorecer en el amor?

Al tema: 2020 arranca con la Luna bien pegadita a Neptuno, en Piscis. En tu casa 11.

Los Tauro separados o que os separéis por el camino del año, os restableceréis rápidamente. Es un año de segundas oportunidades en el amor.

No importa si has estado casado con papeles o ha sido una convivencia, la cuestión es que si has tenido una relación profunda y formal durante un tiempo pronunciado y esa relación ha terminado -recientemente o no-, este año, entre todas esas nuevas personas que aparecerán en tu vida… surgirá algo más.

La amistad que se transforma en una historia de película y fantasía.

Tú me estás leyendo y yo te estoy viendo, entre la incredulidad y:

tauro 2020

Echa un poquito el freno y no te quedes sólo con eso, recuerda que Neptuno es fantasía y confusión. Intenta que la otra parte te deje muy claro qué es lo que pasa porque tú, que siempre pisas el suelo, vas a flotar y no estás acostumbrado.

No te estoy diciendo que te conviertas en un ser incrédulo y pesimista, ojo. Simplemente, que antes de entender que han habido miraditas raras y que eso es amor del bueno… des un espacio de tiempo para ver qué hay tras las miradas y que intenciones tiene el posible amor del bueno.

En resumen, 2020 es un año de cambios importantes. Los nacidos a finales de abril van a tener oportunidad de rectificar y reconducir de una forma más pronunciada que los demás Tauro.

Es posible que mandes a paseo aquello que lleva contigo desde que pisas el planeta o, por lo menos, desde que tienes recuerdos. No lo hagas desde el sufrimiento “ay, Dios mío, que esto era así”, hazlo desde el “llevo 40 años comiendo macarrones, a ver qué pasa con la fideuá”.

Sección chirrines [en murciano ¡Viva Murcia!] (💶): la conquista de tus retos profesionales pueden ir totalmente de la mano con un aumento sustancial o significativo de tus ingresos económicos.

Ten cabeza porque viene crisis. Y recuerda que no hay préstamos que hagas este año, hay regalos. Míralo y entiéndelo así para ahorrarte disgustos venideros.

Las amistades de toda la vida van a moverse, hay quienes dejarán de estar, pero también va a haber espacio en tu vida para relaciones nuevas, vividas de una forma totalmente diferente y con personas nuevas. Celébralo.

Y entre las amistades es más que posible que encuentres un nuevo ritmo en tu corazón.

Déjate llevar, sí, pero prueba primera si hay agua en la piscina, no te lances de cabeza porque el radar, este año, lo vas a tener más activo de lo habitual.

Astroconsejos Tauro 2020

  • Quizás ha llegado el momento de que hagas ese cambio de look que barruntas… pero no te atreves a hacer. ¿Vas a llegar al final de tu existencia con la duda de cómo te hubiese quedado? ¡Háztelo!
  • No confundas los Uranazos (quiero cambios) con Lilith en 12 (te daba hostias de dos en dos hasta que sean impares). Separa la ira y la rabia y detecta qué es lo que te nace de dentro… y qué es lo que nace de darle muchas vueltas a la cabeza.
  • Es un buen año para que hagas estudios superiores/oposiciones. Si tenías dudas, quítatelas.
  • También es un buen año para aprender “cosas raras que me gustaría saber de qué van”, encontrarás grandes profesores.
  • Es posible que paséis por el trámite del divorcio/separación unos cuantos de vosotros… y que os deis cuenta de que la persona que creíais que tenías al lado no es como pensabais… pero seguro que descubrís cosas en vosotros mismos que no sabíais que existían. Es una etapa más. No te dejes llevar por el enfado y obsérvalo como una oportunidad.
  • ¡Sígueme en Instagram, Twitter o Facebook para estar al tanto de los eventos importantes para Tauro!

¡¡¡Feliz renovador 2020, Tauro!!!

error: El contenido de esta web está protegido por derechos de imagen y derechos de propiedad intelectual. No estás autorizado para utilizar el contenido ni las imágenes.
logo
Ir arriba