911196912 806430603 consultas@lauravera.es

Capricornio en el amor

capricornio en el amor

Capricornio, encantada de conocerse

Capricornio en el amor es el príncipe azul o la princesa intocable, Capricornio hombre es atento, sabe conquistar, sabe lo que necesitas oír y te lo va a decir una no, mil veces; luchará contra demonios para conquistar tu amor aunque para ello el mismo sea quién tenga que fabricar esos demonios. Capricornio mujer no se da fácilmente, no se enamora del primero que pasa, necesita que aparezca su hombre, su luz en el firmamento para cuestionarse si realmente tiene ante si alguien que merezca estar con ella, de ser así, si considera apto al pretendiente le lanzará la melena por el balcón al más puro estilo Rapunzel, para comprobar si su amado vale la pena el esfuerzo, si sortea bien los obstáculos, si es alguien digno de merecerse su amor.

Pero este príncipe y princesa de cuento hadas son una fachada, Capricornio es un murmullo de inseguridad continuo, no se fían de nadie, con esfuerzo logran confiar en ellos mismos.

Y no es para menos, el príncipe encantador, Capri, es más guapo que nadie, más cachas que nadie, más listo que nadie, más intuitivo que nadie, ahorra más dinero que nadie, lleva el coche más grande que nadie y, además, conduce mejor que nadie, dura más que nadie en la cama -eso si es verdad-, saben hacerte sentir suya, les perteneces, te llevan a su mundo ideal donde todo es de un color gris oscuro, la luz te ciega y sus sombras te pueden devorar. Celosos, maniáticos, posesivos hasta la agresividad, superan sus miedos e inseguridades pisando tu ego, sin compasión, sin recelos, sin pensar en ti, que más da porque lo importante para Capricornio es su propia supervivencia, salvaguardar su status.

Primero te conquistan, te escuchan, conocen tu pasado, tu presente, tus sueños no les interesan tanto, no sirven para poder machacarte el día de mañana; te cuentan que su madre no les quería tanto como a su otro hermano  (el complejo de inferioridad les viene desde pequeños), lo duro que es vivir en un segundo plano conteniendo ellos la sapiencia del Universo en su ser. Empatizan y confraternizan contigo, te hacen el amor por la mañana, a media mañana, por la tarde, antes de cenar y 3 veces antes de ir a dormir, eres suya, tu cuerpo es suyo y de nadie más y el se entrega con todo su ser, da igual si es verano, invierno, si tiene fiebre, si está cansado, si está fresquito, no importa cuando ni como todo el día será un polvo detrás del otro. (Si quieres leer más sobre Capricornio en la cama te recomiendo este artículo: Capricornio en el sexo)

capricornio pareja

Cuando te enamores de Capricornio entenderás esta imagen…

Hasta que te enganchas, te conviertes en capriadicta, tú también querrás ser suya, el polvo cada 3 horas como si fuera un biberón, que te diga que nunca había estado con ninguna como tú -frase capricorniana, se lo ha dicho a la de antes y se lo dirá a la que venga después-, nunca jamás había compartido con nadie las mismas confidencias, la misma intensidad, la misma conexión, vuestro amor es de otro mundo, love is in the air y el mundo no impor… para para, tsss el mundo te deja de importar a ti, que te estás enganchando a Capri, pero Capricornio tiene su antena radio preparada para escuchar interferencias y ver problemas donde no los hay.

Y ahí, justo en ese punto, querida, empiezan tus problemas. Capricornio va, Capricornio viene -y por el camino se entretiene porque la única que tiene que ser eternamente fiel a su persona eres tú, el no puede evitar que se lo rifen recuerda que es lo más de lo más, el príncipe encantador-, Capricornio te trae discusión, Capricornio te trae reconciliación deseada, ansiada, incluso puedes sentirte culpable de todo, de que piense que tiene el pito pequeño, que no sea millonario, el otro día cruzaste una mirada con el panadero o su vida es un drama porque tú se la complicas.

Así que, si tienes carácter estás jodida, Capricornio te mete en un molde del que es muy difícil despegarse, a no ser que seas Santa Teresa de Calcuta, no discutas, no piques, no te enfades, no tengas amor propio o la diplomacia pueda llevarte a ser nobel de la paz entrarás en un vaivén muy complicado de llevar.

Capricornio en el amor busca una buena cocinera en la cocina, una santa irreprochable en la calle y una puta en la cama. Capricornio te hace su mujer sin casarse (para casar a un Capricornio dicen que tienes que dar la vuelta al mundo marcha atrás descalza), una unión con todas las de la ley, con altibajos producidos principalmente por sus temores que acabarán en el momento que encuentre otras bragas. Pero será culpa tuya, que no le has dado seguridad.

Capricornio mujer es tentadora pero no se da, si te la quieres ligar tienes que olvidarte del año en el que estás y empezar a hacer méritos sin fin hasta 5 o 6 ovulaciones después, son románticas, dulzonas, muy de “chuches, peli y sofá”, siguen solteras porque todos sus exs han sido cabrones redomados, ellas son unas santas, nunca se equivocan, todo lo hacen utilizando su inigualable inteligencia, son atractivas, no lo pueden evitar; coquetas, juguetonas, insinuadoras, no dan el primer paso hasta que has demostrado que estás enamorado, que la quieres, que el amor es una prioridad para ti y eres estable, económicamente solvente, no tonteas con otras, no juegas con otras, no ligas con otras, no miras a otras, no te acuestas con otras, en tu mundo solo tiene que estar ella.

Son tan difíciles de conquistar, requieren tanto esfuerzo, tantos méritos que el 95% de los tíos pasan de ellas el primer mes.

Capricornio, tanto hombre como mujer, son personas que aparentan tener mucho sentido del  humor, son orgullosos, coquetos, presumidos, arrogantes, les encanta ser el centro de atención y buscan en la pareja alguien que les dedique todo el esfuerzo y energía posible.

capricornioRompen las relaciones mil veces y mil una vuelven, Capricornio es un signo de romper relaciones y reconciliarse cada dos por tres, eso sí, cuando se rompe la relación de verdad es porque la pareja ya no aguanta verdaderamente más o les han puesto los cuernos. Para acabar ellos la relación tienen que haber sufrido de infidelidad o tener ya otro pretendiente en vista.

Suelen casarse una vez, un largo matrimonio, más bien un largo noviazgo y, posteriormente, un matrimonio más o menos breve. Este suele ser con su relación de la juventud, los Capricornios separados buscan de nuevo el amor con más fracasos que éxitos, necesitan tener una pareja para ser felices por eso no van de cama en cama sino que van buscando entre las ranas donde está su final feliz.

En cuanto a la influencia que tiene la opinión de la familia con respecto a la pareja no tendrá importancia en las primeras fases, luego se suele utilizar como respaldo a su opinión de que la pareja no lo hacen bien con ellos.

La frase de Capricornio en el amor

Haz lo que yo diga pero no lo que yo haga

Astrolove consejos con Capricornio:

  • Si no eres Tauro, Virgo o Leo ni lo intentes, una relación con Capricornio puede tener la misma gracia que tirarse desde un precipicio.
  • No se te ocurra llamarle, ni mandarle un mensaje, son muy orgullosos, tienen mucho ego y mucho aguante pero acaban volviendo por sus pasos, si los acostumbras a que eres tú quien les busca acaban acomodándose y esperando a que vuelvas.
  • Con Capricornio todo lo que digas puede ser utilizado en tu contra el día de mañana, recuérdalo.

Capricornio en el amor y la pareja

error: El contenido de esta web está protegido por derechos de imagen y derechos de propiedad intelectual. No estás autorizado para utilizar el contenido ni las imágenes.
Search